Mashiach 2008
Una Gran Fiesta

Lic. Yolanda Guzik.


      Nuestra convención es una gran fiesta que tiene cada año la AJMM. Ha sido siempre un evento muy familiar que se caracteriza por el amor y la alegría que D-os pone en todos los participantes. Se puede decir que lo que menos tiene nuestra convención es aburrida; todo lo contrario, yo la definiría como emocionante, siempre nueva, muy interesante, cálida y llena de amor, además de divertida.

       D-os, como un amoroso Padre que es, nos preparó un gran banquete y fue abundante y sustancioso. Todas las conferencias y predicaciones fueron de gran reflexión y edificación para nuestras vidas, pero lo más maravilloso es que el Señor nos habló a través de todos los mensajes, los cuales como un hermoso rompecabezas se iban uniendo en un todo.

      Hubo algo que tuvimos en Mashiach 2008 y lo consideramos como un gran privilegio: la 1er Consulta Teológica Latinoamericana de Judaísmo Mesiánico, en la que los rabinos Paul Liberman, Jack Zimmerman, Sh’muel Oppenhaim y Manuel Hernández, expusieron su punto de vista acerca de los siguientes temas:

 

1)    La falsa teología de “La esperanza más amplia” también conocida por su nombre en inglés “The wider hope”.

2)    “El fenómeno del judaizamiento en América Latina y sus implicaciones negativas”.

3)    “Judaísmo Mesiánico: Una visión general para el siglo XXI”.

 

      Todos los temas fueron muy enriquecedores y de gran contenido. Los debates se trataron de una forma muy interesante y entendible para todos los oyentes. Se pudo profundizar en las Escrituras logrando así que la 1ra Consulta Teológica resultara para todos de mucho provecho y enseñanza.

      Tuvimos también una obra de teatro muy especial titulada “Encuentro en la playa” que además de hacernos reír y sorprendernos, nos llevó a una reflexión. Por supuesto que no podía faltar nuestra tradicional noche de convivencia y juegos, los cuales resultaron sumamente divertidos, participando con gran entusiasmo y alegría tanto adultos como niños; incluso los más pequeñitos estaban muy entusiasmados echándole “porras” a sus papás.

      Con gran gozo y sobre todo con mucha gratitud hacia D-os, el rabino Manuel Hernández nos presentó su más reciente libro titulado “¿Todavía podemos confiar en Dios?” (www.mhernandez.com.mx) Son ocho ensayos muy interesantes en los que aborda temas que siempre resultan atrayentes y de actualidad, por citar un ejemplo: “Cristianismo y Justicia Social”.

      Todos los participantes de la convención lo felicitamos y nos unimos a su alegría, deseándole que este trabajo resulte de interés y reflexión para todos los lectores.

      Cada año también como lo hacía Juan el Bautista, se llama a ir a la Mikveh, y gracias al Señor siempre hay alguien que responde obedientemente al mandato de Yeshua y en esta ocasión en medio de un precioso amanecer, el rabino Sh´muel Oppenhaim tuvo el gusto de llevar a las aguas a nuestro querido hermano Moisés Reznik. Es nuestro sincero deseo que el Señor lo bendiga y lo haga crecer cada vez más en la fe y en su gracia.

      Así mismo la familia Reznik celebró con mucha alegría el Pidión Habénde su hijo Mateo. Fue una ceremonia hermosa y conmovedora que dirigió el rabino Jack Zimmerman. Todos nos unimos al gozo de esta hermosa familia.

      Por supuesto y como cada año disfrutamos también de tiempo libre para ir a pasear al pueblo, asolearnos en la playa, nadar en las albercas o incluso ir de pesca, entre otras actividades.

      Esto es un resumen, un poco de lo que vivimos en esta convención, recordándote que el año que entra celebraremos nuestra XX Convención Nacional“Mashiach 2008”. Será muy especial y significativa, por lo que te animo a no dejar pasar la oportunidad y comiences a enviarnos o depositarnos dinero para tu registro.

      ¡Ven a celebrar con nosotros, tú también sé parte de esta gran fiesta!  SHALOM.

 

COMENTARIOS

 

      “La convención estuvo muy divertida, me gustó mucho la alberca, la obra de teatro, también me gustó que ahora hubo más gente, las clases para niños estuvieron muy bonitas, me gustó la foto del grupo. Los cuartos son muy acogedores, las alabanzas también me gustaron. Me la pase muy padre”.

David Guzik.  9 años

 

      “Realmente no encuentro palabras para describir todo lo que significó para mi y mis dos hijitos más pequeños el haber asistido a Mashiach 2008, fue una convención perfecta por que D-os estuvo presente cada segundo entre nosotros. Todo fue muy hermoso: Los rabinos y sus enseñanzas, las clases de nuestros pequeños, las convivencias, ese amor que solo D-os puede poner entre nosotros. Somos una gran familia en El.

      Estoy ansiosa que llegue la próxima convención Mashiach 2009. Shalom.

                                                                   Yeanette Levy