De todo un poco


El presidente norteamericano Barack Hussein Obama,

desea un Estado Palestino basado en las

fronteras de 1967

    Hay cosas que sólo porque se escuchan se pueden creer. En días recientes el presidente de Estados Unidos, Barack H. Obama sorprendió al mundo con encendido discurso ante el Departamento de Estado en Washington al promover un Estado Palestino. Entre otras cosas dijo que: “Las fronteras de Israel y Palestina deben estar basadas en las fronteras de 1967 con intercambios de mutuo acuerdo, de manera que se establezcan fronteras seguras y reconocidas por los dos Estados”.

    Luego agregó que: “La retirada total y gradual de las fuerzas militares israelíes debe ser coordinada bajo la idea de una responsabilidad de la seguridad palestina en un Estado soberano y no militarizado” (La Nación, Argentina, 20/mayo/2011).

    Como era previsible la respuesta israelí no tardó en llegar ya que el Primer Ministro Netanyahu que se encontraba en Washington calificó la petición y comentarios del presidente Obama como “indefendibles”, expresando otro funcionario israelí que le acompañaba que: “Existe la idea de que Washington no entiende la realidad. No entiende a lo que nos enfrentamos… Israel no puede aceptar la demanda palestina de otorgar a millones de refugiados el derecho a regresar desde los países vecinos”.

    Como se aprecia el gobierno de la Casa Blanca está jugando con fuego haciendo creer que “no entiende” la historia y el problema altamente complejo al que se enfrenta Israel. No se diga en estos días de rebelión en el Magreb y otros países de Medio Oriente, que pueden ser finalmente controlados por los musulmanes radicales y con ello provocar un gravísimo problema mundial. Oremos al Señor para que cuide a Israel y le libre de todos sus enemigos ¡Amén!.

  

Cineasta pronuncia comentarios antisemitas

    El director danés Lars Von Trier se sumó a la larga lista de celebridades que en público han expresado frases y conductas antisemitas. Recientemente fue el modisto John Galliano, como también lo han hecho los actores Charlie Sheen y Mel Gibson, el cantante Michael Jackson y hace algunos años (2005) el príncipe Harry de Inglaterra, quien asistió a una fiesta de disfraces vestido de militar nazi con todo y suástica.

    Von Traer declaró a la prensa en el Festival de Cannes que por muchos años pensó que su padre era judío, pero que al descubrir por su madre durante su lecho de muerte que no lo era, que en realidad era un nazi, esto lo hizo cambiar de pensamiento al grado de decir que “comprendía a Hitler”. Entre tantas barbaridades declaradas a la prensa dijo que “quería ser judío y después descubrí que en realidad era un nazi, ya saben, porque mi familia era alemana, lo que también me agradaba”.

    Un periodista le preguntó si podría imaginar una película más grande aún que “Melancholía” –su filme a presentar- y respondió: “Sí, nosotros los nazis… tendemos a intentar hacer las cosas a mayor escala. Sí, quizá podrías persuadirme”.